Pazza Inter

Título Pazza InterPazza Inter
Autor 
Leo Turrini
Editorial 
Mondadori
Lugar de edición Italia
Año de edición 2007
Páginas 219
Temática Italiano Fútbol Inter de Milán Historia del fútbol
ISBN 9788804567011
Dónde comprarlo Ebook (9,99 €) Mondadori Librería IBS (14,88 €) Amazon (20,64 €)

SINOPSIS

Si el Inter fuera solo un equipo de fútbol, no se explicaría la pasión con la que millones de ‘tifosi’  siguen sus historias. A pesar de ser el único club en Italia en no haber sufrido la humillación del descenso a la Serie B, en los últimos veinte años los nerazzurri han ganado mucho menos que sus rivales tradicionales, Juventus y Milan. Incluso a pesar de estos resultados, la afición interista no se ha resignado ni ha sufrido deserciones De hecho, se ha multiplicado. Probablemente el Inter, atravesando alegrías y sufrimientos, se ha transformado, para los que lo aman, en una categoría del espíritu. Ser interista significa la elección de vivir siempre en el inestable equilibrio de la depresión y la euforia: una emoción continua, poco recomendable para los débiles de corazón, pero que ha forjado el carácter y desarrollado la paciencia y el fortísimo sentimiento de pertenencia de generaciones de ‘tifosis’. A través de las pocas victorias y tantas gloriosas derrotas, los momentos mágicos y los trágicos, los grandes campeones y los grandes fraudes, Leo Turrini Leo Turrini duenta una historia única, que se alarga ya un siglo. Se parte de Meazza, ídolo del Duce, para llegar a Ronaldo, el héroe renegado y a Adriano, el brasileño misterioso de nuestros días, pasando por Sandro Mazzola y Mario Corso, por Rummenigge y Lothar Matthaus, por Tarcisio Burgnich y Roberto Boninsegna, por Evaristo Beccalossi y Beppe Bergomi. En medio, entre regates y goles, entre Gianni Brera y Gino Strada, entre Gino Bramieri y Fiorello, entre Ligabue y Vasco Rossi, entre Ignazio La Russa y Armando Cossutta, entre Adriano Celentano y Paolo Rossi, hay un Inter que cambia junto a Italia. El equipo euromundial de Helenio Herrera trunfó junto al ‘Bel paese’ lanzado sobre las autopistas del auge económico, mientras la era de Massimo Moratti, tan diferente de la de su padre Angelo, ha hecho y está haciendo frente con la miseria de un fútbol moderno envuelto en el escándalo. Escándalos en los que la ‘Beneamata’ estuvo felizmente ajena, como lo demuestran las sentencias de la justicia deportiva en el verano de 2006. Ser interista significa habituarse a la incertudimbre y a la desilusión cotidiana, sin renunciar a la esperanza más grande. Significa indentificar la propia pasión en los personas que han dedicado la vida entera a la causa nerazzurra, como el inolvidable Giacinto Facchetti, quien ha tenido sólo el error de marcharse demasiado rápido: precisamente cuando la historia comenzaba a enseñar, incluso a los que no han animado como nerazzurros, que el Inter es realmente algo especial. Porque no es solamente un equipo de fútbol.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s